Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Menú
Cerrar

Sección de idiomas

ES

Fin de la sección de idiomas

Está usted en:

  1. Inicio
  2. Cumpliendo nuestros planes
  3. Plan Estratégico

Informe BFA - Bankia 2014 / Cumpliendo nuestros planesPlan Estratégico

  • Capital generado
    4.478 M€
  • Liquidez generada
    36.369 M€
  • Ventas
    330 COMPAÑÍAS
  • Ingresos de las ventas
    5.500 M€
  • Desinversiones
    58.912 M€
  • Activos
    242.472 M€

A lo largo del año 2014 el Grupo BFA-Bankia consiguió cumplir la gran mayoría de los objetivos establecidos en el Plan Estratégico para final de 2015. Metas como el ajuste del tamaño de la entidad, la generación de liquidez, la eficiencia o la desinversión de activos no estratégicos se consiguieron con más de un año de antelación sobre el calendario previsto y comprometido con las autoridades.

La buena marcha de la actividad del banco permitió, además, iniciar el proceso de privatización de Bankia y comenzar la devolución de las ayudas otorgadas por el Estado a la entidad. Si en mayo de 2013 culminó el proceso de recapitalización con la inyección de 10.620 millones de euros en Bankia, apenas nueve meses después, en febrero de 2014, BFA vendió un 7,5% de la entidad por 1.304 millones de euros, con unas plusvalías netas de 301 millones.

Esta señal de confianza por parte de los mercados se vio también acompañada por una emisión de deuda sénior realizada en enero de 2014 por importe de 1.000 millones de euros y otra de deuda subordinada, por idéntico importe, que se ejecutó en mayo del ejercicio pasado.

El año se vio culminado en este sentido por la publicación de los resultados de los test de estrés realizados por el BCE y la Autoridad Bancaria Europea. Estas pruebas de esfuerzo mostraron la capacidad del Grupo BFA-Bankia para mantener altos niveles de solvencia incluso en escenarios muy adversos de la economía.

Gobierno corporativo y principios

Otro de los objetivos permanentes de Bankia es la mejora de su gobierno corporativo. En ese sentido se enmarcó la decisión de nombrar en junio de 2014 consejero delegado a José Sevilla, hasta entonces consejero ejecutivo y director general de Presidencia de Bankia.

Se nombró consejero ejecutivo a Antonio Ortega, director general de Personas, Medios y Tecnología del banco, y se incorporaron al Comité de Dirección de la entidad Fernando Sobrini, director general adjunto de Banca de Particulares, y Gonzalo Alcubilla, director general adjunto de Banca de Negocios.

Asimismo, en octubre de 2014 se decidió dividir en dos la Comisión de Nombramientos y Retribuciones. Y se creó la Comisión Consultiva de Riesgos. Las tres comisiones quedaron integradas en su totalidad por consejeros independientes.

Adicionalmente, en el mes de marzo, la Junta General de Accionistas de Bankia, entre otras medidas de mejora del gobierno corporativo, acordó reforzar los derechos de las minorías mediante la reducción de los porcentajes para poder solicitar un complemento de la convocatoria de la Junta General, así como para el ejercicio del derecho de información.

Igualmente determinó las competencias indelegables de la Junta General. En relación con el Consejo de Administración y los administradores, la citada Junta General de Accionistas determinó las competencias indelegables del Consejo, redujo el tiempo de mandato de los consejeros de seis años a cuatro años y estableció que dejarían de tener la consideración de consejeros independientes quienes hayan sido consejeros durante 12 años continuados.

Estos cambios suponen un paso más en el refuerzo del gobierno corporativo del grupo, permiten avanzar en los objetivos establecidos para la etapa de trasformación de Bankia y confieren una mayor implicación en la toma de decisiones a las direcciones de negocio del banco.

Un gobierno corporativo excelente lleva consigo un comportamiento ético y profesional intachable. En este sentido, el Consejo de Administración y el Comité de Dirección de Bankia han puesto en conocimiento de las autoridades judiciales o regulatorias todas las operaciones alejadas de la ortodoxia bancaria detectadas por los equipos de la entidad. Así, se han enviado a las distintas autoridades más de 30 operaciones que afectaban a antiguos directivos de las cajas de ahorros que dieron lugar a Bankia.

Objetivos cumplidos

EL Plan de Reestructuración que debía estar ejecutado a finales del año 2015 se ha cumplido con más de 12 meses de antelación.

El Grupo BFA-Bankia se había comprometido con las autoridades europeas y españolas a un exigente Plan de Reestructuración que debía estar ejecutado a finales del año 2015. Sin embargo, los principales hitos del ajuste se han cumplido con más de 12 meses de antelación.

Ya en 2013 se había conseguido el objetivo de situar la red de oficinas en el entorno de las 2.000, y en 2014 se consiguió dimensionar la plantilla del banco por debajo de las 14.500 personas, un ajuste en el que se trató de preservar el mayor volumen de empleo posible a través de ventas de filiales o procesos de externalización que han permitido mantener los puestos de trabajo.

El Grupo BFA-Bankia tenía como meta reducir sus activos totales por debajo de los 252.200 millones de euros al cierre de 2015. Pues bien, a 31 de diciembre de 2014, esto es, con 12 meses de antelación, el objetivo se había alcanzado con unos activos de 242.472 millones de euros.

La apertura de los mercados, la mejora de la situación económica española y el apetito de los inversores por adquirir activos en nuestro país ha llevado al banco a ir más allá de lo previsto en las desinversiones de activos no estratégicos. Sobre un objetivo de desprenderse de 50.000 millones de euros, a cierre de 2014 ya se habían alcanzado los 58.912 millones de euros.

A lo largo del año 2014, por ejemplo, el Grupo BFA-Bankia se desprendió de su participación en Iberdrola, que generó unos ingresos de más de 1.500 millones de euros; culminó la venta de las acciones que poseía de Mapfre, que aportó más de 1.200 millones; o desinvirtió en NH Hoteles, Metrovacesa y Deoleo, obteniendo una liquidez adicional de 360 millones de euros.

En los dos años de ejecución del Plan Estratégico el Grupo ha desinvertido en más de 330 compañías, de las que unas 200 tenían un carácter financiero e industrial, y las otras 130 provenían del ámbito inmobiliario. Entre unas y otras los ingresos acumulados superan los 5.500 millones de euros.

Otra actividad en la que Bankia ha obtenido importantes logros es la venta de carteras de crédito, en su mayoría en situación de impago. Hasta el cierre de 2014 se habían hecho operaciones por un importe cercano a los 10.000 millones de euros.

Las desinversiones de activos no estratégicos y los resultados obtenidos por ellas han contribuido a reforzar la posición de liquidez y solvencia del banco.

Por el lado de liquidez, la confianza que los clientes han otorgado a Bankia al elevar los recursos depositados en la entidad, junto al proceso de desapalancamiento del balance, han permitido generar entre 2013 y 2014 liquidez por un importe superior a los 36.000 millones de euros. Es decir, en apenas dos ejercicios se ha superado con creces la meta de generar una liquidez de 28.800 millones de euros establecida para el periodo 2013-2015.

En cuanto al capital, la reducción de activos de riesgo y los resultados obtenidos han hecho que el Grupo BFA-Bankia genere un total de 4.478 millones de euros. Se ha recorrido así en dos años el 84% del camino previsto para los tres ejercicios. Es más, sin el impacto de la provisión extraordinaria para cubrir eventuales contingencias derivadas de los procedimientos civiles relacionados con la OPS de 2011, el objetivo de generar 5.400 millones de euros de capital fijado para el periodo 2013-2015 se habría cumplido ya en 2014.

Balance

Desinversiones 


Liquidez

Capital


ROE

Eficiencia

En términos de rentabilidad, los avances han sido sustanciales. Tras el saneamiento del balance realizado en 2012, en el año 2013 el banco ya logró una rentabilidad sobre fondos propios (ROE) del 5,6%. En 2014 el beneficio conseguido de 747 millones de euros ha permitido llevar la rentabilidad al 6,6% que, sin el efecto de las provisiones extraordinarias, se habría situado en el 8,6%. De este modo, Bankia se sitúa en línea de conseguir un ROE del 10% en el año 2015 y cumplir así el objetivo al que el banco se había comprometido.

La rentabilidad es clave para generar valor, hacer que la acción de Bankia suba y, con ello, permitir que el contribuyente pueda recuperar las ayudas otorgadas a la entidad.

Entre los elementos que ayudan a entender la mejora de la rentabilidad del banco está la evolución del ratio de eficiencia. En 2012 Bankia necesitaba gastar más de 63 euros para obtener 100 euros de ingresos. Entonces el banco se puso como meta reducir ese volumen de gastos por debajo de los 45 euros a finales del año 2015. Sin embargo, al cierre de 2014 ya se había alcanzado la meta y el ratio de eficiencia se situó en el 43,7%, si bien el objetivo es seguir por este camino de mejora.

La mejora de la calidad del balance también ha permitido reducir el volumen de provisiones y anticipar los objetivos señalados para el año 2015. Pese a los altos niveles de morosidad arrastrados del pasado, Bankia se comprometió a situar su prima de riesgo (volumen de provisiones sobre créditos) en el entorno del 0,5% cuando acabase el año 2015. De nuevo, ese objetivo se ha conseguido con un año de antelación y en el cuarto trimestre de 2014 el coste de riesgo ya estaba en el 0,5%.

En materia de nueva financiación, Bankia otorgó en los dos primeros años de vigencia de su Plan Estratégico créditos por un importe de casi 30.000 millones de euros, de los que más de tres cuartas partes se han concentrado en el segmento de autónomos, pymes y empresas. En definitiva, el equipo del Grupo BFA-Bankia ha trabajado con responsabilidad en estos dos ejercicios para cumplir, y con anticipación, los objetivos establecidos para finales del año 2015 a los que se había comprometido con las autoridades europeas y españolas.

Pero la entidad es consciente de que el camino no ha acabado y que lo que toca para el año 2015 es seguir trabajando.